martes, noviembre 04, 2008

Una muerte. Una vida

Cansado de la vida te arrojaste al vacio. Y mientras caías no viste tu vida en un segundo como esperabas, sino que todas las muertes de tus vidas pasadas desfilaron ante tus ojos, de tal modo que en el instante justo antes de estrellarte contra el suelo sólo pudiste exclamar: “¡Oh, no! ¡Otra vez no!”

3 comentarios:

Helpman dijo...

jeje muy bueno XD es una pena que recuerdes que has tenido vidas anteriores cuando faltan unos momentos para perder la que tienes...

Ilargian dijo...

La desconocida:

Envidiaba a aquella desconocida. Era perfecta. Sin canas ni arrugas. La diosa Cirugía había borrado las taras de su cuerpo. Ya no tenía huellas de dolor ni alegría.
Era un robot que reía.
Deseó ser como ella. Perfecta.

Hasta que una voz la despertó:

-Mamá, ¿qué haces hablando sola con el espejo?

Esteban Dublín dijo...

Extraordinario relato. Felicitaciones al autor.

¿Qué es esto?

Aquí puedes encontrar relatos completos con tan sólo 55 palabras como máximo, de cualquier tema.

A la izquierda encontrarás la lista de relatos publicados y de autores para poder ir rápidamente al texto que quieras leer.

Si te animas a participar, puedes enviar tu relato AQUI y en breve se añadirá al blog; los únicos límites son que sea un relato original tuyo, y que no tenga más de 55 palabras :)

Si además tu relato encaja con el tema propuesto será resaltado del resto ;)

Sugerencias

Powered by Stuff-a-Blog